Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Birds’ Category

Petirrojo (Erithacus rubecula)

Petirrojo (Erithacus rubecula)

Anuncios

Read Full Post »

Ya desde la primavera temprana, en cuanto cae el sol, es posible escuchar el canto del autillo (Otus scops).

Se trata de una pequeña rapaz nocturna del tamaño de un mochuelo, migradora (se va en invierno al África subsahariana), que resulta mucho más fácil de escuchar que de ver.  Incluso en muchas ciudades es posible deleitarse con el canto de esta ave, al parecer les basta con que haya algunos parques y superficies arboladas para hacer de las ciudades su hogar.

Concretamente esta primavera hemos tenido la oportunidad de escuchar autillos todas las noches. Y lo cierto es que su canto tiene un gran atractivo; su monotonía y repetitividad resultan evocadores, un ritmo casi hipnótico que llega hasta lo más profundo. Uno no se cansa de escucharlo.

Y estaba ya resignado a que fuera su voz lo único que yo conociera de los autillos cuando el otro día, antes de acostarnos… empezamos a oír cantar un autillo tan cerca que parecía que se nos había metido en casa.

Sin perder tiempo, salimos con una linterna para tratar de echarle al menos una ojeada, convencidos de que en cuanto abriéramos la puerta se iba a hacer el silencio, y que nuestro visitante se alejaría discretamente sin darnos la oportunidad de verlo.

Pero no, por lo visto este autillo había decidido que esa noche le tocaba ofrecer una performance en nuestro jardín, y que le daba lo mismo lo que hiciéramos los demás. Efectivamente, conseguimos encontrarle entre el follaje del litonero a la puerta de casa, y el siguió canta que te canta. Me falto tiempo entonces para volver a casa, montar el flash y un tele en la cámara, e intentar fotografiarlo.

Esta es la mejor foto que conseguí:

Autillo (Otus scops)

Click para tamaño completo

Viendo la foto, y con retrospectiva, me hubiera gustado poder fotografiarle de cuerpo completo, y con las ‘orejas’ desplegadas.

Sin embargo, dado que era noche cerrada y que nuestro autillo cantaba desde lo más profundo del follaje (con lo que conseguir enfocar adecuadamente resultó complicado), estoy satisfecho con el resultado. Además de que, !nunca había visto antes en persona a este simpático estrigiforme!

Read Full Post »

Un abejaruco, lleno de colores, y una tórtola común (que no turca), entre el amplio abanico de nuevos vecinos.

Abejaruco (Merops apiaster)

Click para tamaño completo

Tórtola común (Streptopelia turtur)

Click para tamaño completo

Read Full Post »

Hay una pequeña -aunque muy interesante- área protegida que incluye la Laguna de Sariñena (Huesca) y sus inmediatos alrededores.

Originalmente una laguna endorréica, ha acabado siendo una laguna que se alimenta de los excedentes de las aguas de riego de esta zona de los Monegros. A lo largo de su historia reciente ha atravesado diversas fases de regulación hidráulica para evitar que se inundaran las áreas de cultivo adyacentes (en momentos de excesivo aporte de agua, desagua al río Flumen), y al mismo tiempo huir de una solución que implicara su desecado -gracias, en parte al menos, a la presión popular local-.

Con tiempo y esfuerzo, esta zona se ha consolidado como refugio de fauna silvestre y zepa (zona especial de protección de aves); al lector interesado en los detalles le recomiendo una visita al Centro de Interpretación de la laguna donde podrá encontrar abundante información y quizá una interesante charla  con Ramiro Muñoz, una de las personas responsables de la puesta en marcha y mantenimiento de esta zona.

Hay 3 especies de aves a destacar por su rareza que podemos encontrar en la laguna: el Avetoro Común, el Calamón y el Bigotudo.  Yo tuve un 33% de suerte solamente, y pude ver varios bigotudos (aunque tan fugazmente que me quedé con las ganas de fotografiarlos). Las otras dos, para más adelante.

Un par de fotos tomadas en la laguna:

 

Zampullín Chico (Tachybaptus ruficollis)

Zampullín Chico (Tachybaptus ruficollis)

Ruiseñor Bastardo (Cettia Cetti)

Ruiseñor Bastardo (Cettia Cetti)

Estas y otras fotos adicionales en: http://www.pbase.com/jaimoten/sarinenaapr11

Read Full Post »

Volví a pasar de nuevo por este parque, aprovechando que este invierno está siendo bastante duro por Centroeuropa y miles de aves han migrado hacia el sur con mayor determinación que otros años…

Nada más llegar al parque, con el madrugón y la baja temperatura, cambiarme de ropa con el termómetro a -4 grados Celsius tuvo el efecto de 4 cafés cargaditos…

Y el esfuerzo se vió recompensado! En esta tercera visita he visto aves que no había visto antes en la zona, como flamencos y grullas. Incluso pude observar un azor despistado que estaba obviamente alejado de su habitat. Imagino que empujado por el mal tiempo decidió que en el humedal tendría más suerte para conseguir sustento.

Con todo, el frío y el hielo le dan un aspecto más dramático a los paisajes del parque, y las anátidas me obsequiaron con espectáculos de patinaje sobre hielo al aterrizar. Los petirrojos y las lavanderas se sentían atraídos también hacia la superficie helada… Quizá les llamaba la atención verse reflejadas en el hielo, quizá podían encontrar de qué alimentarse…

Y en el terreno de lo fotográfico, constaté una vez más el mismo principio: a falta de poder acercarme más, me hubiera venido de fábula una lente más larga.

 

Cerceta

Click para tamaño completo

Read Full Post »

Cosas de la vida, últimamente tengo más tiempo libre de lo que es habitual.

Circunstancia que aproveché el otro día para acercarme de nuevo hasta el Parc dels Aiguamolls de l’Empordà, entre semana, con la esperanza de no encontrar demasiada gente. Y de encontrar pájaros, por supuesto.

A mitad de setiembre todavía no ha llegado el momento en  que el parque alberga grandes poblaciones de aves que emigran desde el norte, huyendo de las bajas temperaturas. Y todavía no ha llegado el momento, me temo, de que las masas de turistas hayan remitido del todo.

De cualquier modo, siempre se trata de una visita agradable, durante la que uno tiene la oportunidad de asomarse y echar un vistazo a un hábitat natural del que solo nos quedan ya los últimos vestigios.

En nuestro país el litoral ha sido destrozado por obra y gracia de la especulación inmobiliaria. En este sentido la historia de este parque es admirable, escrita por un puñado de paisanos que se opusieron a la industria del hormigón urbanizado; y tenemos que aprovechar y disfrutar de lo que se ha podido salvar.

Desde dos hides distintos en las marismas que parecían más animadas, se me fueron las horas echando fotos.

Zarapitos y avocetas, agachadizas, garzas y garcetas, tarros blancos, chorlitejos, martines pescadores, archibebes y andarrios, cigüeñas, garcillas bueyeras, rascones y zampullines, una larga lista de aves de las que uno puede disfrutar a una distancia razonablemente reducida. ¡Y ciervos!

En el terreno estrictamente fotográfico, y aparte de que a fotografiar se aprende fotografiando, me volví de nuevo para casa con la convicción de que para obtener buenas fotos de la vida natural se deben dar dos condiciones: acercarse lo suficiente y tener teleobjetivos largos y de buena calidad.

Comoquiera que las limitaciones están ahí y no siempre pueden ser solventadas de la mejor manera posible, me conformé con los resultados y aquí dejo unas fotos.

 

 

Click para tamaño completo

Cigüeña común

 

 

Click para tamaño completo

Tarro blanco

 

 

 

Click para tamaño completo

Agachadiza común

 

 

 

Click para tamaño completo

Avoceta

 

 

Click para tamaño completo

Zarapito

 

 

Click para tamaño completo

Archibebe

 

 

Click para tamaño completo

¡Ciervos!

 

Dejo también un link a un vídeo que permite hacerse a la idea de las vistas desde uno de los hides.

Read Full Post »

Vencejos

Hace algunas semanas ya, llegaron los vencejos.

Y se me ocurrió que quería obtener alguna foto de estas fascinantes aves…

Pero aún sabiendo que son extraordinarias voladoras, muy rápidas, con vuelos acrobáticos y llenos de requiebros, aún sabiendo que sería complicado… subestimé la dificultad de la tarea.

Durante algunas mañanas, tempranito; y al atardecer (es cuando aparentemente les gusta volar más bajo, y la calidad de la luz es mejor a esas horas) anduve acechándolas con la cámara… y tratando de sacar alguna foto que me gustara.

No he conseguido (todavía) la foto a la que aspiro, pero si alguna esperanzadora.

Como muestra:

Click para tamaño completo

Click para tamaño completo

Click para tamaño completo

Click para tamaño completo

Click para tamaño completo

Click para tamaño completo

Click para tamaño completo

Click para tamaño completo

Click para tamaño completo

Click para tamaño completo

¡Me está resultando realmente complicado! Quiero fotografiarlos desde lo más cerca posible, pero vuelan demasiado rápido… y no hay manera de pillarlos enfocados o sin que la foto quede movida.

Pero está resultando una experiencia, y de las experiencias siempre se aprende. Cuando me puse a ello, pensé que el factor limitante sería el sistema de AF de la cámara, con lo cual opté por utilizar la Canon EOS 1D MarkIII, que tiene un sistema de AF muy sofisticado (1) . Tambien hice pruebas con la Canon EOS 50D, que tiene un sistema de AF mucho más simple… y para mi sorpresa, no he conseguido con ella peores resultados. Las mejores fotos han sido cuestión de paciencia y suerte.

En cambio, lo que ha resultado ser una decisión importante, ha sido la lente. He utilizado, con ambas cámaras, la Canon EF 70-200 F/4. Es una muy buena lente, con gran nitidez, y -sobre todo- muy ligera, lo que me permite seguir los quiebros y requiebros de los vencejos a la espera de apretar el disparador. La he utilizado tal cual, y tambien con un teleconvertidor (Canon TC 1.4x).

E importante tambien… ¡armarse uno de paciencia!. Hay que pasar ratos y ratos, siguiéndoles con el dedo a punto, porque en cualquier momento hacen una pasada (a velocidad supersónica) por al lado de uno, y hay que estar preparado…

Como conclusión, no he terminado todavía con los vencejos. Quiero tratar de sacar una foto que me satisfaga… y dada la dificultad, es una oportunidad para depurar mi técnica.

(1). Cuando la Canon EOS Mark III salió al mercado, en 2007, hubo lotes que salieron con problemas de AF de fábrica. Los problemas causados llegaron a tal nivel que esta (fantástica) cámara va a llevar siempre un estigma negativo. Los detalles y seguimiento de esta incidencia fueron descritos abundantemente en los medios, cobrando gran importancia la labor de Rob Galbraith. Cuando yo compré esta cámara me aseguré de que era una unidad fabricada recientemente (septiembre 2009) e intenté hacer múltiples pruebas. No he detectado ninguno de los problemas descritos, que se dieron típicamente en una serie de circunstancias muy concretas (lente de apertura máxima mayor que 2.8, sol de frente…).

Read Full Post »

Older Posts »